Los Medios Justifican el Fin

Sigue a Jesús y estás destinado a ser parte de una gran Aventura. Desde el llamado de los 12 hasta el presente, los seguidores de Jesús eventualmente encuentran uno de Sus rasgos singulares: Él parece hacer cosas de tal manera que desafía la lógica, el orden, el entendimiento, el sentido común, y la experiencia. Aquí tenemos una pequeña muestra de eventos bíblicos que giran y dan vuelta, desafían y asombran—todo porque llegan a un hermoso resultado, pero por medio de caminos que dejan pasmada la mente

A Gedeón lo Saluda un ángel del Señor como un “poderoso guerrero” mientras se oculta del enemigo en una cueva. Más tarde, el ejército de 300 hombres, de Gedeón, derrota a Madián, un ejército tan grande que no podía enumerarse (Jueces 6 y 7). Luego tenemos a Josué, que pide que se detengan el sol y la luna, lo cual sucede, para que los israelitas puedan derrotar a sus enemigos (Josué 10). Cuando Dios interviene, el Mar Rojo se divide a fin de que Su pueblo pueda cruzar en seco (Éxodo 14:21-22). Daniel pasa la noche con feroces y hambrientos leones y no sufre ningún daño (Daniel 6); y Jesús convierte el agua en vino en unas bodas en Caná de Galilea (Juan 2:9-11).

¿Cuántas cosas inexplicables más, de la Escritura podemos mencionar? Los muertos resucitan, los enfermos son sanados con un simple toque o sin él, los mares se calman con una simple orden, los demonios son echados fuera, y Jesús se declara ser el Rey de un reino eterno, absolutamente sin ninguna pompa ni realeza.

Es posible que lo que más confunde en estas historias sea el resultado. Al final, las cosas funcionan. El medio parece justificar el fin, pero ¿cómo? Dormir toda una noche con leones hambrientos usualmente te deja muerto, las aguas no se separan, y el sol no se detiene. El agua no se transforma en vino, y los que ya han muerto no vuelven a la vida… Sin embargo… ¡Sucede! ¿Quién es el Dios que haría todas estas cosas? ¿Qué clase de Dios de manera intencional decide forzar las cosas por el más increíble medio posible?

Dios no necesita dobles o ilusiones mágicas. De hecho, ninguno de estos medios es para el beneficio de Dios. No. Dios utiliza medios para sacudirnos a nosotros, para estremecernos, desafiar nuestra manera de pensar, mostrarnos que hay algo más que la realidad que podemos ver con nuestros ojos, y llevarnos a lugares en los que pondremos nuestra confianza en Él. Dios hace las cosas invertidas y al revés para hacernos pensar, actuar y alinearnos con el cielo, aunque vivamos en la tierra.

Un pasaje de la Escritura que me viene una y otra vez a la mente es Santiago 1:2-4: “Hermanos míos, considérense muy dichosos cuando tengan que enfrentarse con diversas pruebas, pues ya saben que la prueba de su fe produce constancia. Y la constancia debe llevar a feliz término la obra, para que sean perfectos e íntegros, sin que les falte nada”.

La paradoja de que haya gozo en medio de las pruebas es sencilla y clara. Sin embargo, experimentar gozo en medio de las pruebas es contrario a lo que nosotros conocemos como “normal”. Este pasaje puede hacer que el lector experimente intriga mental, pero ser transformado por la constancia en medio del dolor y los problemas, ser más perfectos en Cristo a causa de ella… ¡eso es el verdadero resultado!

A lo largo de este número de Luz y Vida, leeremos acerca de las maneras invertidas y al revés en las que Dios ha obrado en las vidas de personas. Elisée Ouoba nos comparte cómo sus planes y los planes de Dios entraron directamente en conflicto unos con otros. Kristy Hinds nos ayuda a darnos cuenta de que algunos de nuestros atajos diarios, de hecho, son oportunidades disfrazadas. Al French profundiza en nuestro deseo de preservar nuestro confort (incluso en lo relacionado con las relaciones humanas). Y John-David VanValin nos lleva en algo así como un atajo de una “Navidad en Julio” al pesebre donde vemos las maneras tan singulares en que Dios actuó cuando Jesús nació.

A medida que lees, lleva contigo tu historia. Revive tus experiencias con Dios que parecían invertidas y al revés en el momento, pero ahora hacen sentido para ti de una manera perfecta. Descubre la sabiduría y belleza que Dios nos enseña mientras aprendemos, que en Él, los medios realmente justifican el fin.

Brett D. Heintzman es el editor de Luz y Vida, y el director de comunicaciones de la Iglesia Metodista Libre — USA.

More from Brett D. Heintzman

La Influencia Divina de Dios

Nuestra visión es “llevar integridad al mundo a través de comunidades bíblicas...
Read More

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *