Los Inmigrantes y su Fe

Para muchos inmigrantes, la fe es lo más esencial. Aun cuando esta no sea de origen religioso, se convierte en una fuente de esperanza que los ayuda a perseverar y enfrentar todo tipo de dificultades. Su fe significa perseverancia y esperanza para sobre pasar cualquier situación.

La fe de los inmigrantes, provee un sentido estructural para entender los eventos en la vida. Al llegar a su destino, sintiéndose perdidos y sin nadie quien los ayude a comprender lo que la nueva cultura y su política demanda de ellos, la fe provee el confort necesario para asimilar su nueva realidad, conducta y percepción.

Hay que tomar en cuenta que los inmigrantes no tienen por qué ir a un lugar que posiblemente serán discriminados, vivir en condiciones inhumanos, perder su dignidad y convertirse en esclavos del trabajo de una cultura consumista, exigiéndoles más de lo que no pueden hacer.

Sin embargo, ellos llevan a cabo todo esto en el nombre de la “oportunidad” para brindarles a sus familias la esperanza de existir dignamente como seres humanos solo posible por su fe.

La decisión de emigrar es muy difícil. En medio de la desesperación, todas las alternativas se acaban. Pero dentro de toda esa crisis y confusión, se encuentra la fe que les ayudara a soportar situaciones que vendrán durante su travesía en búsqueda de un futuro mejor.

Si la fe de los migrantes es capaz de lograr lo inalcanzable para convertirse en realidad la esperanza que los ha traído hasta su destino, imaginemos lo que puede hacer la obra redentora de Cristo en sus vidas. Deben de saber que el pecado es una fuerza poderosa en las personas. Pero ¿conocerán que sobre abunda la gracia de Dios? La fe de las culturas inmigrantes sin embargo, puede no ser de origen religioso, pero es nuestro deber discernir y reconocer que hay cosas que evidencian el propósito de Dios en ellos.

Como Wesleyanos, no podemos perder de vista el interés que John Wesley comunico a favor de los necesitados (en este caso los inmigrantes). En su sermón de apelación a los hombres de razón y religión, el afirma lo siguiente: “Solamente Déjennos Solos con los Pobres, los Vulgares, los Parias de los Hombres”. Citado por Guillermo Flores en “El Impacto de John Wesley Para la Iglesia Hispana Metodista Libre”.

El ministerio de John Wesley no solo estaba enfocado en ayudar aquellos cuyas necesidades consistían en brindarles alimentos o ropa, pero también ayudo con un factor muy esencial; prepararlos para encontrar la fuente económica que les ayudaría a realizarse como individuos dignos de “la oportunidad”.

Fredy Caballero, es pastor asociado en la iglesia Luz y Vida en Sylmar California y estudiante en el Seminario Teológico Fuller.

DISCUSIÓN EN GRUPO:

[1] Como iglesia, ¿Qué hacer para comprender el sufrimiento, desprecio y lo sacrificado por los inmigrantes dejando todo su vida atrás?

[2] ¿Cómo Wesleyano, cuál sería la mejor manera de comunicarles el mensaje de fe y esperanza?

 

 

 

 

More from FREDY CABALLERO

Música de Adoración en los Cines

Aún si el nombre Hillsong no te parece familiar, probablemente has pasado...
Read More

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *