Llamados a Multiplicarnos

“Sean fructíferos y multiplíquense” (Génesis 1:28) fue el primer mandamiento de Dios, después de crear la vida en la tierra. Tiempo después, Jesús les dijo a sus seguidores que “den mucho fruto” (Juan 15:8).

Jesús enseñó acerca de los principios de la multiplicación a través del extenso uso de parábolas. En la parábola del sembrador, Jesús habló de producir una cosecha al treinta, al sesenta y hasta al ciento por uno (Mateo 13:23). Esta parábola y otras como las que están en Marcos 4 acerca de la semilla que crece y la del grano de mostaza, nos muestran que el camino para entender el reino de Dios en la tierra es a través de la multiplicación.

La multiplicación se mide produciendo nuevas generaciones. Si una iglesia planta cinco nuevas Iglesias, todavía no están involucrados en la multiplicación. Si la iglesia produce una iglesia de segunda generación, la cual produce una de tercera gene-ración que a su vez, produce una iglesia de cuarta generación, entonces la multiplicación está activada.

En 2 de Timoteo 2:2, Pablo escribe “Lo que me has oído decir en presencia de muchos testigos, encomiéndalo a creyentes dignos de confianza, que a su vez estén capacitados para enseñar a otros.”

El propósito de la multiplicación es que “así como las aguas cubren los mares, así también sea llena la tierra del conocimiento de la gloria del Señor” (Habacuc 2:14). Para que esto suceda, los discípulos deben hacer discípulos, las iglesias deben producir iglesias y las familias cristianas deben producir familias y hoga-res cristianos. Cuando la reproducción ocurre en cada uno de estos ámbitos de forma simultánea, el evangelio se propaga rápidamente.

Vivimos en una época de multiplicación del reino sin precedentes. A finales de la década de los 70´s, Dios comenzó a levantar movimientos de plantación de iglesias en China. Esos movimientos se extendieron a millones de personas en Asia y el hemisferio sur. Esperamos y oramos para que esos movimientos se extiendan al Oeste.

Nuestros obispos han hecho un llamado a la Iglesia Metodista Libre para hacer que la multiplicación sea una prioridad. Esta es la voluntad de Dios para su pueblo y para la tierra.

David Harvey es el superintendente de Hechos 12:24, Iglesia Metodista Libre.

PASAJES BÍBLICOS:

Génesis 1:28
Habacuc 2:14
Mateo 13:23
Marcos 4
Juan 15:8
2 Timoteo 2:2

 

 

Written By
More from DAVID HARVEY

Música de Adoración en los Cines

Aún si el nombre Hillsong no te parece familiar, probablemente has pasado...
Read More

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *