CG19: Una Conferencia Como Ninguna Otra

Crecí en una familia de misioneros Metodistas Libres en el norte de México. Mis padres fueron fabricantes de carpas, así que nunca tuvimos que regresar a levantar fondos y en consecuencia casi no regresamos en absoluto — excepto para visitar a la familia. Nunca hicimos las rondas de conferencias anuales o generales, así que cuando tuvimos la oportunidad de ir a la Conferencia General de 2015, fue mi primera Conferencia General.

He asistido a muchas conferencias de la iglesia, por supuesto, pero CG15 fue algo completamente diferente. La magnitud del evento y su alcance fueron increíbles. Nunca me he sentido conectado con la iglesia alrededor del mundo como me sucedió en esa conferencia.

Me emociona pensar en regresar a Orlando, Florida, el verano que viene para la Conferencia General 2019 y escuchar de todas las maneras en que Dios se está moviendo, todas las iglesias que están siendo plantadas, y todas las vidas que están siendo cambiadas.

Debido a que este evento es algo diferente. Sus recursos y conexiones. Es la adoración y la bendición. Es la esperanza y el estímulo. Son todas esas cosas y algo más.

Con frecuencia pensamos en la iglesia dentro del contexto de nuestra iglesia local. Nos enfocamos en las necesidades inmediatas de nuestra comunidad y los negocios que nosotros mismos planeamos, y nos olvidamos de que estamos conectados a algo más grande. Somos ciudadanos de un reino mayor, llamados a ser sacerdotes y contar la historia de lo que Jesús ha hecho en nuestras vidas.

La Conferencia General hace que ese reino se vuelva tangible. Trae consigo toda la fuerza y el impacto del trabajo que hacemos por el reino para llevarlo a un cuarto lleno de personas comprometidas con ver a ese reino crecer.

Hay tantas cosas que señalar a partir de la CG15 que no solo son recuerdos agradables, sino estímulos y desafíos duraderos. Destaca una plática del Pastor principal de la Primera Iglesia Metodista Libre de Indianápolis, J. D. Van Valin que me invita a hacerme parte de las vidas de las personas, a pesar de nuestra percepción de diferencias o barreras.

Recientemente hablé con un amigo que recordaba la maravilla de ver a la mitad de un salón de 2,000 personas responder a una invitación al altar durante la CG15. La Conferencia General nos proporciona la oportunidad de reconocer y apropiarnos de la verdad de que nuestro trabajo, nuestra iglesia local, e incluso nuestras vidas se entretejen hasta la eternidad en un tapete de restauración, belleza y esperanza.

Por eso te animo a que te registres para la Conferencia Generl 2019 el próximo verano (julio 16-19) en el Caribe Royale en Orlando, Florida. Hazte parte de la Cumbre Nacional de Oración el 15 de Julio. Participa en un viaje misionero a Miami, la República Dominicana, Haití o Togo.

Visita gc19.org para conectarte a las actualizaciones y revisar todas las cosas maravillosas que tendrán lugar.

Mark Crawford es escritor de base de Luz y Vida. Él reside en Tucson, Arizona

 

 

 

 

 

 

 

Written By
More from Mark Crawford

Música de Adoración en los Cines

Aún si el nombre Hillsong no te parece familiar, probablemente has pasado...
Read More

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *